La Cámara de Casación rechazó un intento de Cristina Kirchner para apartar jueces de una causa

CORRUPCIÓN K Por
La ex presidenta quería correr a los camaristas Martín Irurzun y Mariano Llorens.
CRISTINA

La Sala IV de la Cámara Federal de Casación Penal, integrada para resolver de manera unipersonal por el juez Gustavo Hornos, rechazó un planteo de la defensa de Cristina Kirchner que pretendía apartar a dos de los jueces integrantes de la Sala II de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal, Martín Irurzun y Mariano Llorens.

Hornos consideró que la defensa no había presentado motivos serios que permitieran el apartamiento pretendido de los jueces. Evaluó en el fallo los precedentes de la Corte y resaltó que "la integridad de espíritu de los magistrados, la elevada conciencia de su misión y el sentido de la responsabilidad que es dable exigirles, pueden colocarlos por encima de cualquier sospecha de parcialidad y, en defensa del deber de cumplir con la función encomendada, conducirlos a no aceptar las sospechas de alegada, no probada y desestimada parcialidad".

La defensa se había presentado ante la Casación, diciendo que los jueces Irurzun y Llorens habían excedido sus funciones porque ordenaron la citación de Cristina a prestar declaración indagatoria en la causa conocida como “La Rosadita” en la resolución dictada el 31 de agosto.

La causa en la que se investiga a Lázaro Báez por el delito de lavado de activos, con relación a la realización de maniobras a través de la financiera SGI, con el fin de sacar del país sumas millonarias en dólares con facturación apócrifa simulando gastos en los contratos de obra pública con el Estado Nacional, y su posterior reintroducción al sistema financiero nacional, se encuentra en la etapa de juicio oral y público ante el TOF4.

 

 

Con información de www.clarin.com

Te puede interesar