Adecoagro y Vicentín se quedan con parte del negocio de SanCor

ECONOMÍA Por
Las operaciones incluyen dos plantas industriales, tres marcas y un centro de distribución. Ocurre en medio de una reorganización económica y financiera de la cooperativa.
SANCOR

SanCor aprobó este miércoles en asamblea las condiciones de adquisición de las ofertas realizadas por el grupo agroindustrial Adecoagro y la compañía Vicentín, y finalmente se desprendió de parte de su negocio. Las operaciones incluyen dos plantas industriales, tres marcas y un centro de distribución. Ocurre en el medio de una reorganización económica y financiera de la empresa.

La cooperativa avanzó con los pasos formales para concretar la ya anunciada venta a Adecoagro de dos plantas, una ubicada en Chivilcoy (Buenos Aires) y la otra en Morteros (Córdoba), además de las marcas "Las Tres Niñas" y "Angelita". La transacción fue realizada por un total de u$s 45 millones.

De esta manera Adecoagro, que desistió meses atrás de quedarse con la totalidad de la empresa, será poseedora de la producción de leche en polvo y quesos que se desarrolla en la planta cordobesa y de la leche fluida producida en Chivilcoy.

Por otro lado, en el orden del día quedó confirmada la venta del 10% de sus activos en Alimentos Refrigerados S.A., su negocio de flanes, yogures y postres. Vicentín Family Group, dueña de ARSA, se hizo con la mayoría accionaria años atrás y ahora adquirió el porcentaje restante. En la operación se incluyó también el centro de distribución Córdoba (CEDIC) y la marca "Lechelita".

Lejos de la posibilidad inicial de venta total de la cooperativa, los socios avanzaron con el desprendimiento por partes de algunos activos para quedarse con una base acotada y poder reflotar la estructura de la firma apoyados en su imagen positiva a nivel local.

Anteriormente a esta operación, SanCor había traspasado Centeno a manos de La Tarantella, Brinkmann a Alaisa, Charlone a San Gotardo, Coronel Moldes a Cooperativa de tamberos de Huanchilla y Porteña a Arla.

SanCor, envuelta en una compleja situación económica y financiera, tiene una deuda estimada de $11.500 millones derivados de créditos comerciales y de poco más de $3.400 millones con AFIP. Actualmente, el pago del Acuerdo Preventivo Extrajudicial, que logró firmar con sus acreedores previo quite de un 50% en promedio de su deuda, constituye una parte de los motivos por los cuales la cooperativa buscó hacerse de capital.

Sin embargo, por el momento la cooperativa no tiene en mente realizar otro desprendimiento de activos y concentrará su producción en las tres plantas que aún posee en Córdoba y sus otras tres de Santa Fe, sin descartar posibles alianzas por algunas de sus reconocidas marcas.

 

 

Con información de www.ambito.com

Te puede interesar