SIGNOS QUE INDICAN QUE HAY QUE IR AL CARDIÓLOGO

SALUD Por
El frenético estilo de vida actual, el estrés y los malos hábitos ocasionan que más jóvenes sufran condiciones cardiovasculares, por lo que los especialistas destacaron la importancia de saber reconocer los signos que indican que una persona deba acudir a un cardiólogo.
141

El frenético estilo de vida actual, el estrés y los malos hábitos ocasionan que más jóvenes sufran condiciones cardiovasculares, por lo que los especialistas destacaron la importancia de saber reconocer los signos que indican que una persona deba acudir a un cardiólogo.

Luciana Nacke, cardióloga y ecocardiografísta del Centro Integral Cardiovascular de Ambar, Casa de Salud, de la ciudad de Buenos Aires, destacó que "es una tendencia marcada desde hace varios años la asistencia al consultorio cardiológico de jóvenes adultos".

"Lo atribuimos al aumento de la obesidad, la falta de actividad física, los malos hábitos alimenticios y el incremento del estrés. Ya no sólo las personas mayores visitan al cardiólogo, sino también los más jóvenes. Es de vital importancia reconocer que actualmente vemos infartos de corazón desde tan temprano como los 30 años de edad", comentó Nacke.

La cardióloga manifestó que la mayoría de los pacientes jóvenes que visitan el consultorio del cardiólogo "llegan con una queja principal: el dolor de pecho, palpitaciones y/o mareos".

"En estos pacientes que no fuman, no son diabéticos, hipertensos y no tienen problemas con el colesterol, el estrés juega un rol importante en dichos síntomas, aunque los dolores de pecho también pueden estar asociados a problemas de inflamación de los músculos, los cartílagos del pecho, a reflujo gastroesofágico, es primordial descartar la pericarditis, en estos casos es fundamental la intervención de un cardiólogo" afirmó Verónica Ríos, cardióloga del Centro Integral Cardiovascular de Ambar, Casa de Salud.

A su vez, César Chuquel, cardiólogo del Centro Integral Cardiovascular de Ambar, explicó que "los síntomas de dolor de pecho, la fatiga, las palpitaciones, los mareos o la pérdida del conocimiento serían los más comunes para hacer una consulta con el cardiólogo".

"Para llevar a cabo un diagnóstico definitivo es necesario realizar los estudios indicados en cada caso. Los más frecuentes son ecografía cardíaca, una ergometría como complemento del electrocardiograma habitual de rutina", añadió Chuquel.

1. Prestar atención al dolor en el pecho. Ante la sensación de tener el pecho cerrado, medio oprimido, es una señal para tomar en cuenta. Generalmente se trata del mismo lugar siempre, frecuentemente en el centro y con una duración aproximada de un minuto. Este síntoma puede notarse luego de hacer ejercicios físicos y en ocasiones se extiende a los brazos y cuello, por lo que en ese caso se le debe prestar aún más atención y acudir a un cardiólogo para hacer un chequeo.

2. Ante la disnea: la sensación de quedarse sin respiración. Esto puede ser al subir o bajar escaleras, al hacer ejercicios o incluso en situaciones cotidianas. Si bien esto puede relacionarse a enfermedades de tipo respiratorio, también puede deberse a problemas en el corazón, ya que lo que ocurre es que este es incapaz de bombear la suficiente cantidad de sangre para suministrar oxígeno al cuerpo.

3. Dolor de cabeza frecuente. En los casos que el dolor de cabeza se encuentre acompañado de fatiga, es importante prestar atención y visitar al cardiólogo, ya que este puede ser un síntoma de hipertensión.

4. Es importante tener en cuenta la presencia de palpitaciones o el síncope o "desmayo". Las palpitaciones pueden ser un síntoma de una arritmia o de un ritmo irregular del corazón y suele ser necesario hacer un estudio llamado Holter. En cuanto al síncope es una condición que puede indicar alguna patología cardíaca.

Con información de www.lacapital.com.ar

Te puede interesar