Marcos Peña: "El Fondo Monetario no va a ser una solución mágica"

El jefe de Gabinete remarcó: "Todo depende de nosotros". Y descartó que el organismo vaya "a complicar las cosas".
BJhkJ_VRf_930x525__1

El jefe de Gabinete, Marcos Peña, salió a explicar por qué el Gobierno decidió recurrir al Fondo Monetario Internacional (FMI), y aseguró que la eventual ayuda del organismo “no es una solución mágica” a los problemas que atraviesa a la Argentina, muchos de los cuales -reiteró- se deben a la herencia kirchnerista: “Un enorme déficit, una economía con cepo, en default y con 80 años de decepciones y fracasos”.

Peña evaluó: "En los últimos meses hubo una combinación de factores, cambios en el contexto internacional y señales que hemos dado en la Argentina, que llevó a que hoy tengamos un escalón menos de confianza".

"Eso generó más volatilidad y hay un poco más de incertidumbre y de dudas", agregó en declaraciones al programa Mañana es mejor, por FM BLUE.

El funcionario aseguró que el Gobierno tomó la decisión de ir al FMI “no por una situación de crisis sino justamente para evitarla. Hay que entender que la solución de nuestros problemas como argentinos depende de los argentinos. Ni el Fondo Monetario va a ser una solución mágica ni nos va a complicar las cosas, depende de nosotros".

Peña cree que el organismo no sólo aportará fondos al país sino que servirá para que Argentina fortalezca la confianza ante el resto del mundo, “que nos está exigiendo un poco más en demostrar que tenemos un compromiso de hacer las cosas bien".

No le estamos pidiendo un programa económico al FMI, en la conversación con el Fondo plantearemos más cosas para reforzar la confianza", indicó.

Sobre las posibles exigencias que el organismo multilateral le podría imponer al país, el hombre fuerte de Macri aseguró: "Cuando uno tiene que pedir plata, sea a quien sea, lo que te piden es demostrar que le vas a poder pagar. No es una cuestión de imposición”.

Lilita, "poco feliz"

En medio de la semana más difícil del gobierno, Cambiemos también tuvo también que lidiar con sus aliados. En una entrevista en TN, Elisa Carrió fue dura con Jaime Durán Barba, el asesor ecuatoriano de Macri: "Mátenlo a Durán Barba, tienen mi aval", había dicho ante los periodistas.

l ser consultado sobre la frase, Peña aseguró que "fue una expresión poco feliz". Y amplió: "Lilita es alguien que milita por la paz y la no violencia y creo que estaba planteando una incidencia por la mala comunicación, pero creo que hay un malentendido".

"Con Lilita y con todo Cambiemos estamos en un momento de articulación. Podemos tener diferencias, pero tenemos claro el sentido de lo que estamos haciendo y el camino", intentó descomprimir.

Redacción

Daniel MAKENA. Jefe de Redacción

Te puede interesar