Pavimento para todos: Castellano larga su campaña hacia el 2019

Sin duda el Intendente quiere la reelección en 2019 y la obra pública, en especial el asfalto, van a ser el caballito de batalla para lograr revertir la derrota de Octubre y seguir al mando de la Ciudad por un período más.
asfalto

 El plan de pavimentación que el Municipio viene elaborando desde fines del año pasado incluye un total de más de 90 cuadras a ejecutar en los próximos tres años. Entre los sectores que preveen realizarse figuran 10 cuadras de calle Joaquín V. González, entre Brasil y Gabriel Maggi, en el barrio Italia; 6 cuadras de Vieytes, entre la ruta 34 y avenida Podio, en el Amancay; y otras 6 cuadras en Alfredo Palacios, entre Roca y Donna, en el Independencia, así como 5 cuadras de calle Brasca, entre Luis Fanti y Chacabuco, en el Jardín.
La Municipalidad todavía tiene pendiente de ejecución ocho cuadras de pavimentación de planes anteriores, de las cuales cuatro están en los barrios Barranquitas y San José; más el tramo de Av. Maggi entre Santiago Rodríguez y Lehmann (se contabiliza como una cuadra), y los tramos de calles 500 Millas, Poggi y Simón de Iriondo, en los tres casos entre Galassi y Giay, en el barrio Güemes. Todos estos sectores ya tienen la autorización correspondiente para ejecutarse y solo resta que entren en obra.
En cambio, el plan a ejecutarse desde este año y pendiente de aprobación en el Concejo se llevará adelante en 3 años, por el sistema de ahorro previo. Esto significa que los contribuyentes recibirán las liquidaciones proforma correspondientes, se abrirá un Registro de Oposición y una vez cumplimentados los requisitos de aceptación de la obra que fijan las normativas vigentes, se comenzarán a distribuir las facturas correspondientes.
Los contribuyentes pagarán la obra por anticipado, con un plazo que podría extenderse hasta los 60 meses, aunque siempre ese tiempo dependerá de la ordenanza que sancione el Concejo y cuyo texto sería elevado por el Ejecutivo entre marzo y abril de este año. Algunos frentistas  comenzarán a pagar al mismo tiempo que se inicie la obra en su cuadra, pero otros deberán esperar por lo menos 30 meses –período en el cual irán pagando una obra que es de las más costosas de las que se afrontan por el sistema de contribución por mejoras- antes de tener el pavimento frente a su casa.
De por sí, los anuncios generarán polémicas. Por ejemplo, no hay cuadras incluidas en el barrio 2 de Abril, uno de los únicos que solo tiene pavimento en los sectores donde los desarrollos inmobiliarios privados incluyeron esa obra, como en el caso del Loteo Sara, ubicado detrás del Parque Villa Podio. Hay otros sectores que serán notablemente beneficiados, como el barrio Italia y el San José, en los cuales se cerrarán las vinculaciones transversales entre calles que ya están pavimentadas, como es el caso de Lehmann y Lavalle.
Por supuesto hay casos donde la planificación responde a las necesidades que plantea el desarrollo urbano. Tal es el caso de Joaquín V. González, en el barrio Italia. Se prevén diez cuadras, pero solo hay frentistas privados de un solo lado de la calle, ya que hacia el Este esa arteria linda con la vieja traza del ferrocarril Belgrano y la ciclovía ejecutada allí.
Habrá que afinar el lápiz y dejar las cuentas muy claras en ese sector (incluso contando con la posibilidad de algún aporte del Estado nacional o provincial), que a su vez es clave para mejorar la vinculación entre barrios: J.V. González es la única calle alternativa a la Avda. Italia que no tiene interrupciones en su trazado entre Brasil y Maggi. Su pavimentación permitirá eliminar la doble mano de Avda. Italia y darle una salida más ágil a los barrios Zazpe, Virgen del Rosario y otros sectores ubicados en el extremo Norte de la ciudad.  
No son menores las decisiones de darle pavimento a Brasca y a Rosario Vera Peñaloza, arterias que atraviesan de Sur a Norte el barrio Jardín y que también son alternativas a Scalabrini Ortiz, la calle central del sector de viviendas del FONAVI del barrio Jardín. Lo mismo corre para calle Alfredo Palacios, en el límite Oeste del barrio Independencia; y para Vieytes, que se pavimentará en el tramo entre la ruta y Avda. Podio, ordenando de manera fundamental esa parte de la ciudad, que está destinada a tener un importante crecimiento a partir de la construcción del campus de la UNRaf, que se iniciará también este año.

 

Cuadra por cuadra

El detalle de la obra programada por el Ejecutivo, sujeta a autorización del Concejo y para los próximos tres años, es el siguiente:
-Tres cuadras de calle Montes de Oca, entre las Colonias y Marechal (barrio Belgrano)
- 14 de Julio y Domingo Silva, ambas entre Rincón y Continuación Campoamor (Nuestra Señora de Luján)
-Ramón y Cajal, entre Rincón y Aconcagua (2 cuadras); y tres cuadras de Aconcagua, entre Brasil y Ramón y Cajal (Ntra. Sra. Luján)
-Dos cuadras de Juan B. Justo, entre Ciudad de Sunchales y Lincoln (barrio Los Nogales, son las únicas que quedan sin pavimentar)
-Dos cuadras de J.P. López, entre Podio y Brasca (barrio Jardín)
- Una cuadra de Lavalle, entre Gardel y Maggi (barrio Barranquitas).
-Seis cuadras de Alfredo Palacios, entre Roca y Donna (Independencia)
-Seis cuadras de Vieytes, entre colectora de la 34 y Podio (Amancay)
-Cuatro cuadras de Manuel Obligado, entre Beltramino y Mosconi (Villa Podio)
-Dos cuadras de Río de Janeiro y otras dos de Santos Vega, entre JM Estrada y Remedios de Escalada (Villa del Parque)
- Zamenhoff y Paul Harris, en ambos casos entre Estrada y Remedios de Escalada (V. del Parque)
-Dos cuadras de Aguado, entre Zamonhoff y Río de Janeiro (V. del Parque)
-Dos cuadra de Buffa, entre Gardel y Gabriel Maggi (Italia)
- Diez cuadras de J.V. González, entre Brasil y G. Maggi (Italia)
-Dos cuadras y media de España, entre Champagnat y Edison (Italia)
- Dos cuadras de Francia, entre Champagnat y Jaime Ferré (Italia)
- Tres cuadras de Abele y otras 3 de Jaime Ferré, entre Italia y Joaquín V. González. (Italia)
-Una cuadra de Carrero Podio, otra de Bartolo Manera y otra de F. Del Signore, en los tres casos entre Lavalle y Santiago Rodríguez, en el barrio San José.
-Dos cuadras de Peterlín, entre Lavalle y Woodgate; 1 de Romitelli entre Rodríguez y Woodgate. También 1,5 cuadra de Santiago Rodríguez, entre Peterlín y Arias; y 4,5 cuadras de Woodgate, entre Muniagurria y Arias; así como una cuadra de Muniagurria, entre Lehmann y Lavalle (frente al complejo educativo del San José) en los barrios San José y Mora.
- En el Jardín, se pavimentarán también 5 cuadras de Monseñor Brasca, entre colectora 70 y Chacabuco; y 1º de agosto, entre Vélez Sársfield y Falucho. Y otras cuatro de Rosario Vera Peñaloza, entre Juan B. Justo y Vélez Sarsfield.
-En barrio La Cañada se harán dos cuadras de Córdoba, otras dos de Melvin Jones, dos de Bandera de la Patria y dos de Aarón Castellanos, en todos los casos entre Remedios de Escalada y Fader.
-También se ejecutarán una cuadra de Dr. Leoni, entre Melvin Jones y Córdoba; 3 cuadras de Fader entre Melvin Jones y Aarón Castellanos; una de Cortázar, entre Sargento Cabral y Saavedra (Pizzurno).
 -Finalmente, se incluyeron una cuadra de Lavalle, entre Champagnat y Carlos Gadel (Barranquitas) y una de Menchaca, entre Storni y Dimas Mateo (Pizzurno).

 

POSTERGAN OBRA EN VIEYTES-MARCHINI
Asfaltan el paso a nivel de G. Maggi
En materia de obras de pavimento, hubo dos novedades importantes en las últimas horas. Ayer, el Municipio comunicó que "por la extensión de los trabajos preliminares que lleva adelante Aguas Santafesinas S.A.", se resolvió postergar la pavimentación de la bocacalle de bulevar Yrigoyen y Marchini, que solo fue ejecutada parcialmente antes de fin de año.
Por ese motivo, la circulación de vehículos en la mano este de bulevar Yrigoyen, entre Grierson y Marchini, se desarrollará normalmente hasta que se reanude la obra.
En tanto, se está terminando de ejecutar la mano Norte, sentido Italia-Lehmann, del paso a nivel de la avenida Gabriel Maggi sobre las vías del NCA. Así, ambos tramos de la avenida quedarán vinculados, restando solo construir el tramo de Maggi entre Rodríguez y Lehmann, que solo podrá ejecutarse cuando se pueda desviar el tránsito pesado por el Camino Público 5, actualmente en obra.
Cabe destacar que cuando se habilite el paso a nivel pavimentado sobre el NCA se pondrán en funcionamiento las señales lumínicas y sonoras así como la barrera automática que le dará seguridad a ese cruce, ya que el equipo está adquirido y ya fue probado, restando solamente que se ponga en funcionamiento.
Fuente: Diario Castellanos sobre una nota de Miguel González

Redacción

Daniel MAKENA. Jefe de Redacción

Te puede interesar