Barovero, héroe al atajar un penal a Gigliotti en el inicio. El arquero de River tapó un penal en el tercer minuto de juego, que podría haber cambiado la suerte del partido.

GRANDE TRAPITO. Sobre su intervención, reconoció: “Sirvió mucho”

Transcurría 1 minuto de juego cuando en su afán por despejar una pelota llovida dentro del área de River, Rojas terminó despejando a Melli, el jugador de Boca cayó y el juez no dudó en decretar penal.

Gigliotti no ejecutó correctamente el penal y "Chelo" no desaprobecho la oportunidad. El remate fue despacio, a media altura y a la izquierda del arquero. Facil para un guardametas de la talla de Barovero.

Sobre su intervención, reconoció: “Sirvió mucho”. 

Recordemos que en esta instancia un gol de visitante literalmente vale doble.

Redacción

Daniel MAKENA. Jefe de Redacción

Te puede interesar