Otro dolor de cabeza para el Banco Central: tendrá que volver a subir las tasas

POLÍTICA 11/08/2017 Por
La inflación núcleo llegó a 1,8% en julio y mostró las dificultades para poner a los precios bajo control. El ajuste llegaría con la licitación de Lebac en otro "súper martes"
Federico-Sturzenegger-acto-1920-2

Aunque el dato de IPC nacional de julio estuvo por debajo de los pronósticos de los analistas, al arrojar 1,7%, la medición del Indec desató otras preocupaciones. La inflación núcleo llegó a 1,8%, medio punto por encima de la medición del mes anterior. Ese indicador no tiene en cuenta la evolución de los precios regulados (como las tarifas) ni los aumentos puntuales, como prepagas o cigarrillos en julio.

Pero el dato principal es que se trata del dato que tiene en cuenta el Banco Central para determinar si la batalla contra la inflación está dando buenos resultados. Los valores dados a conocer con el Indec revelan que por el momento sigue siendo insuficiente el ajuste monetario que viene realizando el titular del BCRA, Federico Sturzenegger. Una de las críticas que recibe la autoridad monetaria es que si bien fue bastante contundente para la suba de tasas de los últimos meses, la absorción de pesos resultó mucho más lenta, y tanto a nivel primario, como los grandes agregados volvieron a subir a ritmo de más de 30% al año.
Entre los economistas que piensan que la autoridad monetaria tendrá que avanzar con un ajuste adicional de las ya altas tasas de interés respecto de la inflación esperada se encuentran Hernán del Villar, director del Estudio Alpha: "Un nuevo incremento de tasas sería consistente con la idea de haber aumentado el sesgo contractivo. El 1,8% de inflación núcleo es alto". El experto agregó que "el promedio de los últimos seis meses da 1,7%. Le está costando mucho bajarla".
El día después de las PASO

Para la licitación del próximo martes de Lebac, cuando vencen más de $500.000 millones, el Banco Central deberá definir los pasos a seguir. Será apenas 48 horas después de las PASO, con lo cual todas las expectativas están puestas allí.

Ayer la entidad se vio obligada a vender otros USD 300 millones para contener al dólar y ya se desprendió de más de USD 1.600 millones de sus reservas desde el 28 de julio para evitar que el tipo de cambio supere los $18. La incertidumbre electoral generó una fuerte demanda de cobertura en divisas en las últimas semanas y el Central se vio obligado a intervenir.
Todavía no hay claridad sobre lo que podría suceder a partir del lunes, ya que el resultado de las PASO tendrá una influencia directa en el comportamiento de las variables financieras. La suba del dólar ya sugería la necesidad de darle una "vuelta de tuerca" a las tasas de interés para contener la dolarización de carteras.

Pero el BCRA sólo realizó algunos movimientos marginales. Para el plazo de 30 a 40 días, las Lebac se ubican en niveles de 26,6% anual en pesos. Pero la persistencia de elevados niveles de inflación núcleo estarían mostrando la necesidad de ajustar un poco más los rendimientos y al mismo tiempo acelerar la absorción de pesos.

Por supuesto que también aparece el otro condimento, que es la posibilidad de que la suba de tasas también sea utilizada para evitar que continúe el traspaso al dólar como viene sucediendo en las últimas semanas. En relación a este tema puntual mucho dependerá de lo que suceda en las primarias y en particular cómo le vaya al Gobierno en la provincia de Buenos Aires. En la medida que el resultado sea mejor al esperado la calma al mercado cambiario podría regresar rápido.

Fuente: Infobae

Te puede interesar