Por China y detalles de la licitación, crece la tensión por la compra de trenes

POLÍTICA 20/05/2017 Por
Ejecutivos de firmas del país y extranjeras se preguntan por plazos y componentes que los contratos plantearán
B1IQrbt1-_930x525

El Ministerio de Transporte tiene en sus manos el proyecto para la mayor compra de trenes de la historia argentina. Se trata de 174 formaciones eléctricas, con capacidad para llevar entre 1.400 y 1.500 coches, que se utilizarán en las líneas Roca, Sarmiento, Mitre y San Martín. Los ejecutivos de 14 empresas están ansiosos para que se terminen de definir los pliegos finales de licitación, cuyo monto será de cientos de millones de dólares.

El Gobierno está canalizando el proceso a través de las herramientas de gobierno electrónico para dotarlas de transparencia. "Sin embargo, si la licitación sale cerca de fin de año, los nuevos trenes recién comenzarán a verse hacia 2019", advierten ejecutivos interesados, escépticos sobre el impacto en la opinión pública si la adquisición de formaciones no se concreta en un plazo pronto.

Alston, Hyundai, Mitsubishi, Bombardier, CRRC, Siemens, KBR, Staedler Rail, Talgo CAF, Transma son algunas de las que realizaron consultas al Ministerio de Transporte y mantuvieron reuniones con funcionarios sobre esta licitación. También participaron las nacionales Materfer, Emepa y Benito Roggio, Las preguntas apuntan a la cantidad de componente nacional que deberán tener las formaciones y otros detalles. Falta definir el modelo de financiamiento y sus características. El plazo para poner todos los coches en el sistema ferroviario sería de 7 años, según la estimación inicial.

La incorporación de trenes para el área metropolitana será para la red de expresos regionales. A través de la construcción de redes subterráneas, la idea del Gobierno es unir todas las líneas de trenes metropolitanas -las que llegan a las terminales de Constitución, Once y Retiro- con una terminal central en el Obelisco. Esto permitiría cruzar la ciudad y los principales corredores del conurbano en un viaje con un solo transbordo.

La "red de expresos" es una obra de ingeniería gigante, por lo que el Gobierno convocó a un "data room". Es una instancia de consulta previa al proceso de licitación. No forma parte de la selección del contratista, sino que busca mejorar la calidad de los pliegos antes de su publicación.

Alemanes, españoles, rusos y argentinos son fabricantes de material rodante que podrían participar de esta licitación. Por estos días, todos estuvieron algo recelosos por los contratos firmados por el Gobierno con China. Suponen con las empresas de ese país podrían llegar a correr con ventaja. El Poder Ejecutivo logró un crédito de US$ 1.600 millones de bancos chinos para el Belgrano Cargas. Se suman a US$ 2.470 millones que habían sido obtenidos por la gestión anterior.

Cerca del ministro Guillermo Dietrich enfatizaron que este tramo -de US$ 1.600 millones- tendrá un 65% de componente de origen nacional, mientras que en el acuerdo anterior (de los orientales con la administración de Fernández de Kirchner), las piezas de trabajo local representaron solo un 40% del convenio.

En Transporte saben que se trata de una adquisición nunca vista en el país, por lo que están trabajando en los detalles de características técnicas de las formaciones, sus sistemas eléctricos y frenos. "Luego de recibidas las consultas (de las empresas), los equipos técnicos las analizan y después se lanza la licitación final, teniendo en cuenta, según la pertinencia, las observaciones", explicaron en Transporte.

Fuente: Clarín

Te puede interesar