Sin merecerlo, San Lorenzo se impuso ante Huracán en Parque Patricios

DEPORTES 14/05/2017 Por
El “Globo” jugó mejor, pero no logró concretar sus ocasiones de gol. Marcos Angeleri capitalizó una intervención de Cerutti y le dio el triunfo al “Ciclón”
torneo-primera-division-2454777w640

El clásico de barrio más grande del mundo se dio en el Tomás Adolfo Ducó. El marco que presentó el Palacio de Parque Patricios generó una enorme expectativa en el duelo que protagonizaron Huracán y San Lorenzo.


Con el incondicional apoyo de su público, los dueños de casa salieron a presionar al Ciclón a través de los remates de Mariano González y la velocidad de Alejandro Romero Gamarra. Además, el juego aéreo de Mario Risso amenazó a Nicolás Navarro con la llegada del gol quemero, pero el sacrificio del Cuervo evitó el prematuro festejo.

Un cabezazo del ex Racing y un intento de Daniel Montenegro de media distancia continuaron con la sintonía del pleito: los del Vasco Azconzábal eran claramente superiores, pero no lograban trasladar lo que ocurría en el terreno al resultado.

El único recurso del equipo de Aguirre para exigir a Marcos Díaz fue la sociedad improvisada entre Franco Mussis y Fernando Belluschi. El aporte de Ezequiel Cerutti también insinuaba algo de peligro, pero la falta de efectividad atentaba contra los deseos del Blaugrana.

En el complemento Lucio Compagnucci se disfrazó de albañil para construir tres paredes consecutivas con distintos compañeros y abastecer al Rolfi en una clara situación de riesgo. El ex Independiente buscó el ángulo más cercano y Navarro se lució con una maniobra soberbia para mantener su invicto. No se encontraban explicaciones para argumentar el cero. Sobre todo después de la doble atajada del ex Gimnasia frente a las apariciones de Briasco y Mariano González. La justicia deportiva continuaba escondida en Parque Patricios.

La salida del Rolfi Montenegro por Mendoza no fue la mejor decisión del técnico local. Con menos creatividad en el ataque, el Globo se desinfló por un instante y San Lorenzo lo aprovechó. Cerutti capitalizó una desinteligencia defensiva y le sirvió el tanto a Marcos Angeleri. De cabeza y sin merecerlo Mambrú opacó la fiesta quemera. La única razón por la que el Ciclón se llevó la victoria fue el peso de su historia.

Te puede interesar