Preocupante : Afirman que el Papa conocía de los abusos del Próvolo desde 2014

INTERNACIONALES 12/01/2017
La denuncia la hizo la Asociación Italiana de Víctimas de Sacerdotes Pedófilos quien inclusive le dio una carta a Francisco.

La Asociación Italiana de Víctimas de Sacerdotes Pedófilos aseguró que el papa Francisco sabía de los casos de curas abusadores en el instituto Próvolo de la ciudad de Verona (Italia), que tenía entre los acusados a Nicola Corradi, actualmente detenido tras la sospecha de abusar también de niños sordos e hipoacúsicos en la sede de Luján de Cuyo, Mendoza.

El presidente de la “Rete L’Abuso Onlus”, Francesco Zanardi, publicó un documento en el cual se indica que el Vaticano fue notificado en varias ocasiones sobres los casos de pedofilia en el Próvolo de Verona, que ponía la lupa sobre 14 curas.

No obstante, Zanardi aseguró incluso que el papa Francisco “fue informado por lo menos tres veces desde 2014 sobre los hechos”, entre los que se encontraba a Corradi, de 82 años, publica el diario Los Andes de Mendoza.

"Vergonzoso"

“Hoy la Santa Sede ahonda en un vergonzoso y ensordecedor silencio típico de la iglesia, quien vive todavía de puros chismes y declaraciones a medios de prensa, pero se olvida puntualmente del paso más importante: los hechos”, señala el comunicado.

En este sentido, el documento adjunta un video que se envió al Vaticano, en el cual 17 víctimas, entre ellos alumnos del Próvolo de Verona, relatan sus terribles vivencias sobre los abusos.

En Argentina

En las imágenes también dan los nombres de los curas abusadores, de los cuales “cuatro se encuentran en Argentina”.

“Pero nunca nadie contestó a aquellas víctimas y así el 20 de octubre de 2014, la Asociación de Sordos del Próvolo de Verona envió una carta recomendada al obispo de la ciudad, Giuseppe Zenti, a la Congregación para la Doctrina de la Fe, y también al papa Francisco”, en la que se explicaron nuevamente los casos.

Por último, y como prueba más importante, Zanardi sostuvo que el 28 de octubre de 2015, Giuseppe C, “una de las víctimas, entregó directamente en las manos del Papa la misma carta”, como se aprecia en la foto.

 

Entre los denunciantes está Sergio Cavaliere, abogado de algunas víctimas, quien presentó los casos ante el Vaticano en 2009 y aún espera una respuesta de la Santa Sede.

En diciembre, el diario Los Andes dialogó con este letrado italiano que intregra la Red de Sobrevivientes del Abuso Eclesiástico. Desde Italia, confirmó que son 67 los denunciantes de los abusos en el Próvolo de Verona y que entre los acusados está Corradi, preso en Mendoza. 

Las víctimas en Argentina

En Mendoza, afirman que las víctimas de abuso ya son más de 20. En el instituto de Luján encontraron $ 500 mil y revistas porno. 

Semanas atrás, el Procurador de la Corte mendocina, Alejandro Gullé, catalogó el hecho de "terrorífico".

Qué dijo la Iglesia

El sacerdote Miguel Yáñez, único argentino miembro de la Comisión para la Protección de Menores creada por el papa Francisco, aseguró este miércoles que en Argentina hay una "cuestión muy flagrante" de abusos de menores y reconoció que en el caso del Instituto Próvolo de Mendoza hubo una "estructura delictiva comandada por los mismos religiosos".

"En Argentina estamos viviendo una cuestión muy flagrante de abuso de menores en una institución de la Iglesia donde se había armado una estructura delictiva comandada por los mismos religiosos", dijo Yáñez en una entrevista exclusiva con la agencia Télam.

El sacerdote recibió a Télam en sus oficinas en la Universidad Gregoriana, un bello edificio de 1930 en el centro histórico de Roma en el que puertas y bancos están hechos con madera argentina. Allí sostuvo que "la presión mediática ha sido positiva" para visibilizar los casos de pedofilia, y reconoció que existe "indignación" con la Iglesia por la "ocultación" que se hizo del tema.

En el caso del Próvolo, los imputados por abusar de chicos sordos son el sacerdote italiano Nicolás Corradi (82), quien tenía acusaciones similares en Verona en los '80 y fue trasladado a Mendoza; y el cura Horacio Corbacho (55), además del monaguillo Jorge Bordón (55); el exempleado del instituto José Luis Ojeda (41) y el jardinero Armando Gómez (46).

"La indignación de la sociedad es con el manejo que hizo la Iglesia en el pasado y que todavía puede ocurrir. Un manejo de ocultación, de no reconocimiento de la gravedad del hecho ya sea por ignorancia o por intereses corporativos de defenderse", señaló el religioso.

Yañez, un sacerdote jesuita designado por Francisco en 2014 para ser parte del núcleo original de seis miembros que tiene la Pontificia Commissio pro Tutela Minorum (PCTM), destacó que la presión de la prensa contribuyó a visibilizar el tema.

De todos modos, aclaró que "como con todas las noticias, hay a veces un manejo sensacionalista, donde se busca a veces un linchamiento, y eso muchas veces no ayuda a comprender el fenómeno, a hacerse cargo y a responder".

Fuente: Lavoz.com

Te puede interesar