El Gobierno provincial estima pérdidas de al menos u$s 780 millones

PROVINCIALES 10/01/2017 Por
Cálculos preliminares para el área de cosecha gruesa afectada y la lechería, con casi 900 tambos que no podrán trabajar por un mes. Buryaile recorrió zonas incendiadas
o_1439281365

El gobierno de Santa Fe calculó en u$s 780 millones las pérdidas del temporal de los últimos 15 días, que derivó en inundaciones en buena parte de la zona productiva provincial, y que complicó la actividad en los tambos de la región central y en el área agrícola destinada a la soja, el maíz y el girasol.

Las estimaciones preliminares de los funcionarios santafesinos dan cuenta de una pérdida de u$s 764 millones para la agricultura, de acuerdo con un modelo en el que se calculó casi 1 millón de hectáreas de soja, maíz y girasol en la provincia afectadas, en distinto grado, por las intensas lluvias de las últimas dos semanas. Para establecer el monto "preliminar" de potencial daño económico, se teorizó sobre la base de "un mix entre rindes bajos, muy malos y posibles pérdidas totales", explicó el ministro de Gobierno y Reforma del Estado santafesino, Pablo Farías.

La situación es "desoladora" en la cuenca lechera provincial, que ya había sufrido de inundaciones a principios de abril último con fuerte daño para la producción. En ese sentido, el funcionario expuso que unos 869 tambos "no podrán trabajar por un mes". Así, la producción se resentirá en 1,5 millón de litros de leche diarios, lo que implica una pérdida solo productiva (sin tener en cuenta daños de infraestructura y caminos) del orden de u$s 16 millones.

Farías brindó estas estimaciones durante la reunión de la Junta de Protección Civil de Santa Fe, convocada para evaluar los daños del temporal, que se resiste a abandonar la zona núcleo agrícola.

En tanto, el ministro de Agroindustria nacional, Ricardo Buryaile, estuvo ayer en recorridas en La Pampa y Río Negro que se vieron afectadas por los incendios. Desde allí, junto a funcionarios de las carteras de Interior y Ambiente, se anunció que habrá giros de Aportes del Tesoro Nacional (ATN) a los 10 municipios pampeanos, los 4 de Río Negro y los del sur de Buenos Aires en los que se registraron los incendios.

Además del compromiso de encarar un estudio "pormenorizado" para evaluar las pérdidas ocasionadas por el fuego, Agroindustria prometió el envío de 2500 rollos de pastura y maíz para el ganado de los productores que padecieron los incendios en La Pampa. Algo similar hará para auxiliar a los afectados en Río Negro y Buenos Aires. También homologará las declaraciones de emergencia agropecuaria efectivizadas por las autoridades provinciales en los últimos días, por las cuales se prorrogan vencimientos impositivos y crediticios con entidades financieras públicas, así como permite a los damnificados acceder a líneas a tasas bonificadas.

Por su parte, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) flexibilizó los requisitos para el traslado de ganado afectado tanto por inundaciones como por incendios.

Desde Buenos Aires, aun no tienen un estimado de daños por los fenómenos climáticos. El ministro de Agroindustria, Leonardo Sarquís, dijo que es un cálculo difícil de hacer cuando hay varios distritos afectados por los incendios (principalmente Villarino y Patagones, que ya no están activos) y otros por las inundaciones", como General Villegas. Y sostuvo que se pudieron a disposición $ 300 millones para el auxilio a los afectados.

Fuente: Cronista

Te puede interesar