Efecto blanqueo: 'dólar planchado' y mayor atraso cambiario

ECONOMÍA 28/12/2016
Desde que empezó el mes, el dólar cae 34 centavos, aplacado por la oferta de divisas del blanqueo. El escenario de estabilidad puede extenderse durante todo 2017

Una avalancha de dólares provenientes del blanqueo volvió a presionar al dólar a la baja que ayer cerró a $ 15,77. En lo que va del mes, desde que se aceleró el ingreso de divisas al sistema provenientes de los que adhirieron al sinceramiento fiscal en el segundo tramo, el dólar pierde 34 centavos en la plaza cambiaria.

Este escenario de dólar estable contrasta con la fuerte demanda estacionaria de divisas que suele sucederse en las últimas semanas del año: ayer el volumen operado se incrementó un 36% hasta alcanzar los u$s 705 millones. Pero, por otro lado, pero agita un viejo fantasma de la economía local: el atraso cambiario.

El Índice de Tipo de Cambio Real Multilateral (ITCRM), que elabora el Banco Central (BCRA), se encontraba el lunes pasado en 86 puntos, lo que representa una caída de más de 14 puntos porcentuales desde la salida del cepo, el 17 de diciembre pasado, al que se le asignó un valor de 100.

Cuanto más bajo el ITCRM, más caro está el peso y con él los bienes y servicios producidos en la Argentina en comparación con sus socios comerciales. Antes de la salida del cepo estaba en torno a los 70 puntos.
El tipo de cambio real multilateral ya se ubica casi en los mismos niveles que en diciembre del año pasado, previos a la devaluación que inició el ahora ex ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay.

"Hay atraso cambiario porque tenemos un déficit de cuenta corriente alto, que incluso lo sería aún más si se eliminaran las trabas a las importaciones que todavía funcionan", señaló el economista jefe de Elypsis, Gabriel Zelpo. "Sin embargo, el Gobierno contó con una importante ayuda de Brasil, ya que el real se apreció de manera significativa este año. Sin Brasil el TCRM estaría un 10% más apreciado respecto a la salida de la devaluación", añadió.

Algunos analistas sostienen que el escenario de tipo de cambio estable puede extenderse en los primeros meses de 2017. "Todos estamos observando un cierto atraso cambiario como tendencia para los próximos meses. Hay una cierta tensión hacia la apreciación de la moneda: primero, por el ingreso importante de dólares por el blanqueo, pero más entrado el año por las liquidaciones de la cosecha de soja", afirmó Dante Sica, director de Abeceb.

La consultora que Sica dirige prevé un escenario estable para los próximos seis meses y una mayor presión sobre el dólar recién en la segunda mitad del año, cuando comiencen las incertidumbres propias del escenario electoral.
En la vereda de enfrente, Federico Furiase, analista de Estudio Bein, sostuvo que el efecto blanqueo atenuarse en las próximas semanas: " A medida que se terminen los dólares del blanqueo y las necesidades de pesos del Tesoro sean menores, si se sostiene la dolarización de carteras del sector privado, las presiones cambiarias podrían reaparecer, aunque el valor de la divisa quedaría determinado por la señal del BCRA (en relación a la tasa de interés), teniendo en cuenta que el Central viene priorizando la herramienta de la flexibilidad cambiaria, hasta que arranque la cosecha".

Para Rodrigo Álvarez, director de Analytica, un escenario de atraso cambiario "tiene una vista positiva y otra negativa. Por el lado positivo, hay más disponibilidad para invertir y una nueva confianza financiera en Argentina. Por el lado negativo están los problemas de competitividad que se generan. Pero el atraso cambiario es una constante: aún cuando en Argentina faltaban dólares, en 2015 producto del cepo y las restricciones cambiarias, había atraso cambiario. Esto no depende de si sobran o faltan dólares en la economía".

Con la mirada puesta en diciembre de 2017, en Abeceb esperan un dólar en niveles $18,8. En Analytica, en tanto, ven que la moneda estadounidense puede oscilar entre los $17 y $18, en línea con lo previsto por el presupuesto oficial.

Fuente: Cronista

Te puede interesar