La CGT pide al Senado que apruebe sin cambios el proyecto de Diputados

POLÍTICA 12/12/2016
La entidad confía en que la mayoría peronista del cuerpo sancionará la iniciativa más allá de a presión del Gobierno. Amenaza de Pablo Moyano y los gremios del transporte

En un intento por contrapesar la presión desplegada por la Casa Rosada sobre los gobernadores, la conducción de la CGT concurrirá mañana al Senado con el único desafío de reclamar a la mayoría opositora de la Cámara alta que convierta en ley el proyecto de reforma del impuesto a las Ganancias votado la semana pasada en Diputados. Para ello, los jefes sindicales harán valer el compromiso de apoyo que –aseguran– asumió el jefe del bloque del PJ-FPV en el Senado, Miguel Pichetto, cuando el martes pasado todas las fuerzas opositoras de Diputados acordaron una iniciativa conjunta que obtuvo la media sanción del cuerpo en detrimento de la propuesta del Gobierno.

"Ellos (por el Ejecutivo) van a jugar algunas fichas para intentar modificarlo, pero creemos que no va a haber cambios y el proyecto saldrá como vino de Diputados", se esperanzó ayer ante este diario el dirigente Héctor Daer, miembro del triunvirato de conducción de la central obrera. En la misma línea se expresó el sindicalista Carlos Acuña, otro de los triunviros. "Iremos al Senado a fijar posición. Queremos que el proyecto de Ganancias salga tal cual como se aprobó en Diputados", remarcó.

La confianza de la cúpula de la central obrera se sustancia en los contactos informales que mantuvieron en los últimos días con referentes del peronismo en el Senado y las conversaciones con Pichetto previo a la media sanción del proyecto opositor en Diputados. "Más allá de la presión del Gobierno, ninguno se va a jugar a votar en contra de un reclamo histórico de los trabajadores, no lo vemos posible", opinó otro gremialista en referencia a la actitud de los senadores del PJ.

Desde ese convencimiento es que al menos en la conducción de la CGT evitan anticipar una eventual reacción en el caso de que no sea aprobada la reforma de Ganancias. En cambio, los poderosos gremios del transporte tomaron cierta distancia de esa postura y advirtieron con poner en marcha un plan de lucha si no se efectiviza la rebaja de la carga impositiva sobre los salarios de los trabajadores. Incluso, el líder de los maquinistas de La Fraternidad y referente de la CATT, Omar Maturano, amenazó con movilizar a todo el sector al Congreso este miércoles cuando el Senado podría tratar el proyecto en el recinto. "Les pedimos a los senadores peronistas que tengan memoria histórica. Sabemos quien nos traiciona", alertó el gremialista.

También Pablo Moyano, número dos de Camioneros, expresó su respaldo al proyecto de Ganancias que tuvo media sanción en Diputados y lanzó una dura advertencia de cara al inicio del debate en la Cámara alta.

"Esperemos que no trace un paralelismo con la Ley Banelco, cuando los senadores votaron una norma ya se sabe cómo y, en los comicios que siguieron, ninguno fue reelecto por el castigo de la sociedad", dijo en referencia al escándalo por el pago de sobornos a los legisladores para la sanción de la reforma laboral alentada por el gobierno de Fernando de la Rúa en el año 2000. Y enfatizó: "Aún hoy caminan por los tribunales los expedientes con la afamada Ley Banelco. Hay que saber quiénes respondieron al reclamo de la sociedad y quiénes hicieron oídos sordos".

Fuente: Cronista

Te puede interesar