Quiénes aspiran a ocupar la Fiscalía General de la provincia

PROVINCIALES 05/12/2016 Por
Ante la salida de Julio De Olazábal en abril próximo, hay nueve postulantes para concursar el cargo de jefe de los fiscales de la provincia. El actual defensor, Gabriel Ganón, figura ente los anotados.
141271

A cuatro meses de que el actual fiscal general del Ministerio Público de la Acusación, Julio De Olazábal, deje su cargo, las dudas y preguntas en los pasillos tribunalicios y de Fiscalía se hacen sentir en torno a quién será el próximo jefe de los fiscales de toda la provincia. Hasta el momento son nueve los inscriptos como postulantes, los que serán evaluados por un "cuerpo evaluador" que analizará cada proyecto propuesto por los aspirantes. Una vez culminado ello, el pliego será remitido a la Legislatura provincial para que sean los legisladores quiénes determinen si aprueban o no poner en funciones al futuro titular del Ministerio Público de la Acusación.


Viene de la institución 

Dentro de la nómina de los candidatos con más peso, figura el nombre del actual fiscal de la Regional Nº 2 de Rosario, Jorge Baclini. El mismo se encuentra en funciones desde abril del 2011, fecha en la que fue nombrado para ocupar ese espacio. Desde entonces, el funcionario está al frente de la regional que no solo tiene a cargo a la ciudad de Rosario, sino que comprende a las localidades de San Lorenzo –departamento San Lorenzo–, Cañada de Gómez –Iriondo–, Casilda –Caseros– y Villa Constitución –Constitución.

Baclini se desenvolvió en los años 90 como funcionario del Juzgado Correccional de Casilda y también como secretario en el Juzgado de Instrucción Nº 1 de aquella localidad. Posteriormente ganó un concurso como secretario de Instrucción 1ª de Rosario y en 2007 fue nombrado como juez en Instrucción 15ª.

En su rol como fiscal regional se destaca por tener una clara sinceridad a la hora de manifestar su preocupación por la falta de estructura con la que contó, desde su inicio, tanto el MPA a nivel global y su propia fiscalía. Desde recursos humanos, empleados, fiscales y funcionarios con capacidades puntuales para determinadas áreas fueron algunas de las quejas que supo cuestionarle al gobernador Miguel Lifschitz.

En torno a la situación delictual, el funcionario supo reconocer, en relación a los homicidios, que la tasa de esclarecimiento ha sido muy baja ya que se mantuvo en un 50 por ciento desde que se inició el nuevo Código Procesal Penal. De todos modos, fuentes consultadas han destacado su rol en la fiscalía al momento de desbaratar ciertas organizaciones criminales abocadas a los secuestros virtuales o de delito contra la propiedad en Rosario y zona.

De tribunales

Quien figura también como postulante, es el actual juez de la Cámara de Apelaciones (Sala I), Roberto Prieu Mántaras, quien fue nombrado en ese ámbito el 1 de octubre del 2009. Él mismo anticipó el viernes pasado, en la reunión mensual con la prensa, que irá por la Fiscalía General del MPA.
Prieu Mántaras es conocido en el ámbito de tribunales tanto de Santa Fe como en el norte provincial. Se desempeñó, en un breve período como fiscal (1992) en Vera. Posteriormente fue juez correccional en Vera hasta 1998 para luego pasar a Instrucción 8ª en los tribunales santafesinos. De allí fue nombrado en el 2003 como juez de la Cámara de Apelaciones en Vera y luego en 2009 juró para su actual cargo. A su vez, preside el tribunal pleno de jueces y estuvo al frente de la Cámara en varios períodos.

Del ámbito carcelario

Por fuera del Poder Judicial, Pablo Cococcioni, el actual secretario de Asuntos Penitenciarios de la provincia, es otro de los postulantes que busca llegar al órgano máximo del Ministerio Público y si no lo logra, intentará llegar a la Fiscalía Regional del MPA ya que a ese concurso también se inscribió.
Cococcioni es el funcionario con más antigüedad en el Ministerio de Seguridad. En primer termino, fue asesor del Servicio Penitenciario, luego asumió como director de la Unidad Penitenciaria Nº 1 de Coronda para pasar a ser director general de Servicio Penitenciario. Seguidamente, en el 2011, pasó a desempeñarse como secretario de Asuntos Penitenciarios, cargo que ocupa en la actualidad. Con buena llegada a cada ministro que tuvo Seguridad provincial, Pablo Cococcioni se ganó la confianza de cada uno, situación que determinó su continuidad en los tres gobiernos del Frente Progresista Cívico y Social en la provincia.

De los postulantes surgió un dato llamativo, ya que quien figura en la nómina de postulados para el cargo es el propio Gabriel Ganón, recientemente suspendido en su cargo como titular del Servicio Público de la Defensa Penal. Aunque el mismo confirmó a Diario UNO que desistirá de continuar en el concurso para ocupar el lugar de De Olazábal, quien hoy está en la vereda de enfrente.
En la misma sintonía se bajará también de la nomina, el actual fiscal regional de Venado Tuerto, Alejandro Sinopoli.

Desde el sur

Dentro de los postulantes también figuran otros dos fiscales. Por un lado, Carlos Enrigue Covani, actual funcionario del MPA, quien también fue fiscal del viejo sistema procesal y además secretario de Instrucción 6ª en Rosario. Asimismo, Eduardo Lago, actual fiscal de Venado Tuerto del sistema residual de causas, se sumó a los candidatos para la Fiscalía. Por otro lado, Eduardo Fajardo, exdirector de Capacitación Penitenciaria del Ministerio de Seguridad durante el gobierno de Hermes Binner es otro de los aspirantes. El mismo, en 2012, fue propuesto para cubrir el cargo de fiscal regional de Venado Tuerto, pero no obtuvo el puesto. En tanto, concursó un cargo para juez penal en Rosario, pero en 2014 la Legislatura rechazó su pliego.

Por último, existe una gran incógnita en relación a la única mujer que se postuló a la carrera para llegar a la Fiscalía General del MPA. Se trata de Gabriela Gisela Tramelli, quien figura no solo para este cargo sino también para concursar la titularidad de la Defensoría General, lugar que en la actualidad ocupa Ganón, hasta abril próximo.

Así y todo, estos son los nombres de quienes aspiran a ser el jefe de los fiscales de la provincia, una función que en la actualidad tiene extrema importancia a la hora de luchar contra el delito.

Estructura

En la actualidad, el Ministerio Público de la Acusación cuenta con cinco Fiscalías repartidas a lo largo y a lo ancho de la provincia de Santa Fe.
Fiscalía Regional Nº 1 comprende: La Capital, San Javier, Las Colonias, San Jerónimo y San Justo.
Fiscalía Nº 2: Rosario, Villa Constitución, Cañada de Gómez, San Lorenzo y Casilda.
Fiscalía Nº 3: Venado Tuerto, Melincué y Rufino.
Fiscalía Nº 4 : Reconquista, Las Toscas y Vera.
Fiscalía Nº 5: Rafaela, San Cristóbal y Tostado.
El organismo se puso en funcionamiento en 2014 con la puesta en vigencia del Código Procesal Penal.

Fuente: Agenciafe

Te puede interesar