El BCRA relajó la tasa y ahora el mercado mira a los bonos con CER

ECONOMÍA 29/11/2016
Sturzenegger aseguró que una menor inflación generaría una reactivación económica en 2017. Pese a ello el mercado aún no ve a cupones PBI como una oportunidad.

La tasa de Lebac a 35 días tocó su mínimo del año luego del que el Banco Central (BCRA) la redujera 50 puntos básicos en su última licitación. Pese a ello, el apetito por bonos ajustables por CER se mantiene. Aunque desde el BCRA sostengan que la política anti inflacionaria sea las que contribuirá a un crecimiento de la actividad, aún el mercado no ve como atractivos a los cupones atados al crecimiento del PBI argentino ya que es muy prematuro sugerir una recuperación económica de mediano y largo plazo. Y el panorama externo complica las proyecciones de largo plazo.

En la última licitación del martes pasado el BCRA redujo la tasa de interés de las Lebac a 35 días a 25,25% argumentando que "las estimaciones y los indicadores de alta frecuencia de fuentes estatales y privadas monitoreados por la institución que dirige Federico Sturzenegger sugieren que durante el mes de noviembre los precios se mantienen en línea con su objetivo planteado en mayo de una inflación promedio del 1,5% o menor (equivalente 19,6% anualizado o menor) en el último trimestre de 2016". A su vez, la entidad "seguirá manteniendo un claro sesgo antiinflacionario para asegurar que el proceso de desinflación continúe hacia su objetivo para este año de una inflación mensual de 1,5% o menor en los últimos meses del año y que las expectativas de inflación para 2017 disminuyan, acercándose a la meta del 12% al 17%".

En concreto, la pendiente de la curva seguirá siendo negativa mientras el BCRA considere que las expectativas de inflación están por encima de su inflación objetivo. Sturzenegger ha reiterado en sucesivas oportunidades que la política expansiva mas efectiva es la política anti inflacionaria y, de la mano de las medidas ya tomadas por el BCRA sumado a las expectativas de los economistas que en consenso esperan un crecimiento del PBI para el año que viene del 3%, surge el debate: ¿qué esperar para los bonos atados al CER y los cupones PBI? ¿Hay un arbitraje en puerta?

Según un informe de Econviews, "el Bonar 2018 cotiza con un spread sobre Badlar de 264 puntos básicos, por debajo del 288 previo. Mientras tanto, el Bonar 2020 redujo su spread desde 260 a 251 puntos. Al nivel corriente de Badlar privada en 21,1% (promedio de los últimos 5 días publicados), con lo que estamos hablando de tasas de 23,7-24,1%". Con respecto a los instrumentos base CER y comparándolos con su rendimiento teórico según la curva, los BONCER y el Cuasipar están relativamente caros mientras que el Discount tiene espacio para comprimir margen contra la curva semi-logarítmica. Los bonos Bogar 2018, Bocon 2024 y Par están arbitrados y en el informe mantienen la recomendación de compra del Discount".

Algunas estrategias sugeridas ven que, a pesar de la victoria de Trump, en el corto plazo el carry de pesos con Lebac sigue siendo la alternativa preferida. Se dio gran parte de la baja de tasa de Lebac y desde la consultora proponen que aún conviene alargar plazos y fijar tasa para plazos más lejanos antes de las próximos recortes.

Yendo a los cupones PBI, Gabriel Caamaño, Economista Consultora Ledesma sostiene que para que haya pago en Cupón en 2018, no sólo se trata de crecer en 2017, sino de hacerlo por encima de 3%. En ese sentido, ante un deterioro en el dato de crecimiento por 2016 y periodos previos, sumado a que Brasil viene demorando su recuperación, colocan a Argentina en un contexto externo menos favorable y por lo tanto no son muy auspiciosos para esperar un rebote semejante que valga la pena posicionarse en cupones PBI. En concreto, la probabilidad de que haya pago cupón en 2018 fue en descenso en los últimos meses: "De 2019 en adelante el pago o no depende de la superación de los desequilibrios macro propios y de nuevo, los últimos meses no fueron positivos en ese sentido. Ergo, esa probabilidad también se redujo". Desde la consultora esperan un crecimiento del PBI para 2017 del orden de 2% a 2,5%.

Fernando Camusso, Economista y Director de Rafaela Capital alerta en que Argentina esta cruzando un punto de no retorno en cuanto al gradualismo fiscal. El déficit no solo no se reduce sino que aumenta. Si bien es cierto que la obra pública recién se reactiva, aun no hay brotes verdes. El BCRA reduce tasa de política monetaria pero ya las señales de desinflación no son tan claras. Es más, es posible que deba revisar la meta de 12-17% para el 2017. En este sentido, fijar posiciones en el tramo medio de la curva que ajusta por CER parece tener sentido. Recordar que la fuerte suba en la tasa a 10 años de los bonos del Tesoro de los Estados Unidos(la "10 yr"), que descuenta una mayor inflación en ese país, pegó fuerte sobre los títulos en dólares tramo largo, las carteras acortaron duration, y aun no todos están convencidos de volver a entrar a estos precios. "Creo que una 10yr en 2,50% es un parámetro a tener en cuenta", dijo.

Respecto de los cupones PBI, Camusso cree que seguramente Argentina rebotará en 2017, pero el economista no ve hoy en día a los cupones atados a PBI como una oportunidad. Hoy en día se ve con mayor atractivo otras alternativas como el caso de bonos en dólares como el Discount con rendimiento similar al Bonar 2046 pero más corto. Con rendimientos de entre 7,5% y 8,2%. "Las expectativas mostraban que el país estaba para yields menores, pero la realidad marca que las yields actuales tienen más que ver con los fundamentals".

Fuente: Cronista

Te puede interesar