Tras el blanqueo, los bancos ofrecen cajas de seguridad

ECONOMÍA 24/11/2016
Hacía años que los clientes no recibían mails con esta oferta. Durante el Gobierno de los Kirchner, las cajas se habían transformado en un bien preciado.

La demanda creció con el cepo, al punto de que, agotadas las cajas locales, muchos inversores las alquilaron en Colonia, donde tomaron todo lo que había disponible. Luego le llegó el turno a Montevideo. La idea era tener refugios seguros para los dólares en el colchón. No faltaron en aquellos años los rumores de que las cajas de seguridad iban a ser abiertas por la AFIP para buscar los dólares ocultos.

Los delincuentes detectaron al instante la vulnerabilidad de las casas y departamentos y supusieron con razón que sus ocupantes guardaban los dólares. Por eso la modalidad bancaria de "salideras" se transformó en "entraderas". Los asaltantes descontaban que en cada casa se iban a encontrar con dólares porque las cajas de seguridad no estaban al alcance de todos. Y no se equivocaron.

Con el blanqueo de capitales salieron más de 20 mil millones del colchón y se vaciaron gran parte de las cajas de seguridad. Se estima que han quedado desocupadas, porque los tenedores no quisieron renovar la tenencia, más de 25% de las cajas de seguridad. De allí la oferta.

La abundancia de dólares que trajo el blanqueo, alentó al Gobierno a bajar las tasas de interés para fomentar el consumo. La idea le fue "sugerida" al titular del Banco Central, Federico Sturzenegger. Fue así como en las últimas semanas, la tasa de las Lebac a 35 días se recortaron 1,5 puntos porcentuales, a 25,25% anual. Estos títulos del Banco Central que se emiten para regular la circulación monetaria, son los que marcan el ritmo de las tasas de interés que pagan los bancos.

CUATRO NUEVAS CAUSAS EXPLICAN LA SUBA DEL TIPO DE CAMBIO

1. En los últimos tiempos la realidad se encargó de despegar a los plazos fijos de las Lebac. Los problemas que tienen los bancos para prestar porque las empresas no demandan dinero, hizo que por plazos fijos a 30 días se pague 1,5% mensual una tasa que no conforma a los ahorristas que prefirieron volcarse al dólar porque se avecina el fin de año y porque se acerca el fin de semana largo en Estados Unidos, fechas en que bajan los negocios con la divisa.

2. Las empresas a esta altura del año comienzan a asegurar sus utilidades para girar al exterior. Con los fondos de inversión sucede algo similar. Algunos aseguran las ganancias obtenidas en pesos para llegar a fin de 2016 sin sobresaltos.

3. La proximidad de las vacaciones también incidió. El hecho de que México y Brasil hayan devaluado de manera notable sus monedas por el efecto Trump, los ha convertido en sitios turísticos deseados por los argentinos.

4. Pagando con tarjeta y en cuotas se les alivia viajar al exterior. Por eso relegan los destinos nacionales que en este momento están sintiendo la menor demanda de departamentos en alquiler, al tiempo que cae la oferta de espectáculos en Carlos Paz y Mar del Plata porque los empresarios teatrales ven que la temporada no viene bien. No hay que ser sabio para hacer esta estimación: lo que piden por el alquiler de una carpa en la Costa Atlántica, cubre varios días de estadía en buenos hoteles en el exterior.
Por eso los ahorristas, se volcaron a la compra de divisas.

La demanda de dólares tiene un alto componente estacional (Reuters)
La demanda de dólares tiene un alto componente estacional (Reuters)

El ritmo de los mercados

El dólar "hoy", el que compran en bancos y casas de cambio tuvo un alza de 7 centavos a 15,73 pesos.

En la plaza marginal, el "blue" dio un salto de 13 centavos a 15,95 pesos. "No fueron demasiadas las operaciones, pero tuvimos que acompañar los precios que se pedían en el circuito oficial", relató un operador.

En la plaza mayorista, la que mueve los dólares del comercio exterior y de las empresas, los negocios siguen en niveles elevados. Se operaron USD 452 millones, casi el doble de lo que se movía antes del blanqueo. La divisa abrió a $15,52 e inmediatamente aparecieron compradores. Una hora después, la divisa se operó a 15,56 y al cierre se ubicó en $15,55 pesos, 10 centavos por encima del día anterior.

En el mercado de futuros, no se hicieron cargo de este movimiento. Los fines de mes alternaron alzas y bajas con escasos negocios. Por caso al cierre de noviembre operó a $15,625, con alza de 0,64% y fin de setiembre de 2017 a $18,35, bajó 0,3 por ciento.

Las reservas perdieron USD 55 millones y quedaron en 37.556 millones. La caída se debió al derrumbe del oro y la baja del euro en el mundo que le costaron al país USD 92 millones. Como se sabe, parte de las reservas está conformada por la moneda europea y el metal precioso. Por otra parte, se pagaron USD 5 millones a organismos internacionales y a Brasil.

En el mercado de títulos públicos, los negocios sumaron $3.568 millones. Los bonos en dólares con legislación argentina tuvieron un interesante avance de 0,81% cuando se trató del Bonar X, que vence en abril próximo, y de 0,75% en el Bonar 2024.

Los otros grandes ganadores del día fueron los títulos en pesos que están atados al precio del dólar (dolar linked) que avanzaron alrededor de 1 por ciento.

En la Bolsa se vivió una rueda tranquila donde hubo toma de ganancias en los papeles que más subieron, pero alzas en los que habían quedado más retrasados en la rueda del martes. De esta manera, el Merval anotó su tercera suba consecutiva. El índice de las acciones líderes aumentó 0,34%. La particularidad fue que retrocedió el monto de negocios casi 40%, lo que significa que no hubo demasiados interesados en vender.

La semana financiera prácticamente terminó. Jueves y viernes serán ruedas más reducidas y con los grandes jugadores ausentes porque por los feriados de Estados Unidos, se pierde la referencia de Wall Street y los mercados de metales y materias primas más importantes del mundo.

Fuente: Infobae

Te puede interesar