Mirando la inflación, el Banco Central sorprendió: bajó la tasa a 25,75%

ECONOMÍA 16/11/2016
Federico Sturzenegger no se dejó intimidar por la disparada que tuvo el dólar en los últimos días y continuó con el ciclo de recorte de tasas que había comenzado en la licitación de la semana pasada. Sin embargo, no pudo cancelar completamente el vencimiento de ayer.

En una semana en la que la mayoría de los analistas apostaban a que el Banco Central (BCRA) sería cauteloso y mantendría la tasa, el organismo conducido por Federico Sturzenegger dio la sorpresa y decidió reducir la tasa de las Lebac a 35 días en 50 puntos básicos para dejarla en 25,75%. De esta forma, el recorte acumulado desde los máximos de 38% (que se dieron entre marzo y principios de mayo de este año) es de 12,25 puntos porcentuales. Para el resto de los plazos, las tasas de corte se ubicaron en 25,04%, 24,53%, 23,79%, 23,33% y 22,89% para los plazos de 63, 91, 154, 217 y 273 días, respectivamente.

Mirando la inflación, el Banco Central sorprendió: bajó la tasa a 25,75%

En un momento en que la escalada del dólar cobró protagonismo, la autoridad monetaria justificó la disminución de la tasa con los datos de inflación. Si bien el comunicado emitido por el BCRA detalla que, según el INDEC, la inflación núcleo de octubre (1,8%) presenta una aceleración respecto de los registros de agosto (1,7%) y septiembre (1,5%), la entidad explicó que esos números habían sufrido el impacto de los aumentos de tarifas y aclaró que su evolución fue dispar en las distintas jurisdicciones (GBA-INDEC, 1,8%; CABA, 2%; y Córdoba, 1,7%). Algo similar sucedió con las cifras del nivel general de inflación, que fueron corregidas por el BCRA, a fin de eliminar la influencia de los vaivenes que sufrió el precio del gas. La metodología utilizada, que ya había sido adelantada en el último Informe de Política Monetaria, implicó promediar la inflación general de agosto, septiembre y octubre, lo que dio como resultado un 1,2% mensual. Esto indica que "el BCRA se encuentra bien posicionado para cumplir su meta de inflación de 1,5% mensual o menor en el último trimestre", explicó la entidad.

La autoridad monetaria dijo que durante las últimas semanas había mantenido una posición conservadora a fin de evitar que la inflación de octubre se transmitiera a las expectativas y afirmó que, para el mes de noviembre, las estimaciones y los indicadores de fuentes estatales y privadas sugieren una evolución en línea con el sendero de desinflación previsto por la autoridad monetaria.

El impacto en las reservas

La disminución de la tasa ocurre en un contexto de volatilidad del tipo de cambio, que registró fuerte subas en las jornadas del viernes y el lunes y corrigió ligeramente la tendencia en las operaciones de ayer. Con el tipo de cambio expectante, es factible que la menor tasa en pesos presione hacia arriba a la cotización del dólar. El BCRA, sin embargo, no parece preocupado por que se le "escape" el precio de la divisa. Vale recordar que luego del Brexit el dólar se disparó cerca de 11% en junio. En esta oportunidad, el efecto Trump apenas movió la divisa algo más de un 4%. Sobre este punto, el BCRA manifestó: "En la última semana se desvalorizaron la mayoría de las monedas del mundo frente al dólar, como ramificación de la elección en los Estados Unidos. La depreciación del peso frente al dólar en este contexto no es inflacionaria, sino que apenas contrarresta las presiones deflacionarias asociadas a dichas depreciaciones. Este tipo de dinámica es precisamente la manera en que funcionan los regímenes de tipo de cambio flexible para amortiguar automáticamente los shocks externos".

Como resultado de la baja de tasas y del rebalanceo de carteras de inversores que prefirieron desarmar sus posiciones en Lebac y volcarse al dólar, la licitación derivó en la inyección de $ 27.000 millones a la base monetaria. Así lo consignó el BCRA en su comunicado: "Las propuestas alcanzaron un nivel de $ 73.517 millones, adjudicándose $ 67.019 millones, lo que implica la renovación parcial del vencimiento que era de $ 90.845 millones y una baja en el stock en circulación por $ 23.826 millones, generando una expansión de la base monetaria de $ 26.057 millones.

Asimismo, en la última semana el BCRA expandió $ 1.370 millones mediante operaciones en el mercado secundario, registrándose un efecto expansivo total por operaciones de Lebac de $ 27.428 millones". En las mesas dijeron que, aunque esta expansión le costará al BCRA una disminución en sus reservas, Sturzenegger todavía no tiene de qué preocuparse, ya que en octubre el stock de divisas se incrementó en más de u$s 7.300 millones.

Fuente: Cronista

Te puede interesar