May aceptó un debate por el Brexit en el Parlamento

INTERNACIONALES 12/10/2016
La primera ministra británica cedió al pedido del laborismo que exigió respuestas a 170 preguntas sobre la salida del país de la Unión Europea.

En una parcial marcha atrás, la primera ministra británica, Theresa May, aceptó tener un debate “completo y transparente” en el Parlamento antes de activar el proceso de salida de la Unión Europea (UE), luego de que la oposición laborista exigiera respuestas a 170 preguntas sobre cómo se implementará el Brexit.

La concesión de último momento de May llegó después de que los laboristas demandaran que los diputados tengan más voz en la estrategia del Brexit antes de que el gobierno conservador invoque el artículo 50 del tratado de la UE, el paso formal que da inicio al proceso de desconexión de un país del bloque comunitario.

La premier británica se estaba enfrentando a las presiones de un número de diputados de su propio partido que se habían mostrado dispuestos a aprobar la moción de los laboristas sobre un mayor debate público sobre todos los aspectos del Brexit, lo que habría significado la primera derrota del gobierno en el Parlamento.

La decisión de May, anunciada en un breve comunicado, no contempla que los diputados vayan a votar sobre cuándo activar el artículo 50 ni sobre el eventual acuerdo de Brexit que se alcance con la UE, y además agrega a la moción laborista la exigencia de que no se socave la posición negociadora del gobierno.

Sin embargo, sí significa que deberá haber un debate en el Parlamento sobre la estrategia de Londres sobre el Brexit antes de que el gobierno invoque el artículo 50.

Para el debate, los laboristas propusieron una lista de 170 preguntas que el gobierno británico deberá responder, según adelantó la portavoz de Exteriores del laborismo, la primera fuerza de la oposición, Emily Thornberry.

La noticia dio un respiro a la libra, que se recuperó en el mercado de Londres al subir más de un 1% frente al dólar y el euro, después de sufrir fuertes caídas por el temor de los inversores al impacto del Brexit.

Fuente: Télam

Te puede interesar