Vannucci denunció que el accidente de su marido fue un atentado: "Voy a volver al país cuando Szpolzki esté preso"

ESPECTÁCULO 05/10/2016
La exmediática rompió el silencio y apuntó con todo contra los exsocios de Matías Garfunkel. "El Grupo 23 fue una gran lavadora", afirmó.

Victoria Vannucci y Matías Garfunkel se fueron a vivir a Estados Unidos hace un año. Dijeron que no podían quedarse en el país por las amenazas que recibían. No hablaron mucho más del tema. Hasta ahora.

Vannucci rompió el silencio en Intrusos, en una conversación vía Skype, y prendió el ventilador contra todos los exsocios de su marido, con Sergio Szpolzki a la cabeza. Hizo hincapié en que el Grupo 23 no eran sólo ellos dos sino que hay muchos otros socios que no se nombran.

"Quiero volver a la Argentina cuando Sergio Szpolzki esté preso. Por lo menos él", afirmó.

Y tuvo otra frase impactante. Denunció que cree que el accidente que tuvo su marido en 2013 fue un atentado. Reveló además que en el último tiempo recibió amenazas, pedradas y amedrentamientos con fotos de sus hijos.

Y dio los motivos que, según ella, habrían motivado las amenazas: "Muchas veces no querés que algunas personas terminen siendo problemáticas para algunas cosas que no querés que se sepan".

"Ese grupo fue una gran lavadora, fue como un lavarropas caminando, y a veces no queres que la gente te traiga problemas, que la gente haga preguntas, que te pidan papeles", denunció, contra el Grupo 23. "A veces es mejor tomar a la gente como tonta. Me han mirado a la cara y me han tomado el pelo. Pensaba que tenía el control y no tenía el control de nada. Estas cosas jamás voy a permitir que me vuelvan a pasar", agregó.

Trató de desligar a su marido del resto de los socios: "Era un lavarropas, no era más que otra cosa, era un asco. Él tiene que demostrar a todos que se mandó una cagada enorme. Va a tener que demostrar que esto fue un error. El trabajo de él ahora es demostrarlo. Lo va a hacer por sus hijos, por su apellido. Va a trabajar para que se sepa quiénes fueron estos siniestros que estaban ahí atrás. Yo me pongo en la vereda de enfrente porque no quiero tener nada que ver con estos asquerosos. Yo jamas me asocie con esa porquería".

"No puedo creer que con toda la que se afanaron no puedan pagar a los trabajadores", dijo entonces Vannucci. "Me estoy parando en una posición completamente difícil para mí. Estoy tratando de defender a mi marido, pero no es excusa, él tiene que trabajar con la Justicia. Yo siento ue estoy dando explicaciones por parte de todos los que tienen que dar explicaciones, que son otros, no yo. Como esposa pedí todas las explicaciones", agregó.

Confesó además que ella recibió agresiones por este tema: "Que me digan que hago bombachas con la plata de la gente no me causa gracia. O que me digan ladrona".

"Esto afectó la pareja. Me tiré con una granada al principio. Están mis hijos, me tengo que ir de la noche a la mañana, me putean. Más vale que causó problemas", reveló luego.

Matías Garfunkel estaba sentado al lado de ella, pero no salía en cámara. Desde allí reveló cuál fue su inversión en el Grupo 23. "Puso 35 millones de dólares, cuando le hicieron el cuento del tío de que iba a poner la plata para un grupo que iba a crecer, que iba a tener radios, contactos", dijo ella.

"Yo creo en la Justicia y creo en todo lo que vi", aseguró.

Te puede interesar