Manejó borracho y mató a 3 personas, pero le dieron 5 años de prisión domiciliaria

POLICIALES 05/10/2016
El hombre conducía ebrio, a contramano y sin luces. La Justicia de Mendoza determinó que cumplirá en su casa una condena de cinco años. “Estos jueces dan vergüenza”, lamentaron los familiares de las víctimas
Ampliar
El hombre que manejó borracho, a contramano y sin luces (Los Andes)

Su conducta no podía ser más irresponsable: manejó sin carnet, a contramano, borracho y sin luces. Sin embargo, para la Justicia de Mendoza, un hombre que en esa circunstancia atropelló y mató a tres personas cometió un homicidio culposo, que implica una pena con un máximo de cinco años de prisión.

Se trata de Gerardo Juan González, de 73 años, un ingeniero que condujo en ese estado durante 15 kilómetros y terminó generando una tragedia al chocar de frente, ya que iba a contramano, contra otro vehículo. El hecho ocurrió por la noche, el 21 de abril de 2012, y tras el impacto mortal se comprobó en el test de alcoholemia que el conductor tenía 1,33 gramos por litro de sangre (el máximo permitido es 0,5).

Como consecuencia, murieron en el lugar Pedro Grigor, de 70 años; Marta Isabel Arena, de 56; y Graciela Fornabaio, de 67.

Sin embargo, la Séptima Cámara del Crimen de Mendoza condenó este martes a González por el delito de homicidio culposo y dictó una pena a cinco años de prisión, que podrá cumplir en su casa. La condena quedará en suspenso hasta que un tribunal de alzada confirme el fallo, indicó el diarioLos Andes.

Los familiares de las víctimas, doloridos tras escuchar la condena (Los Andes)
Los familiares de las víctimas, doloridos tras escuchar la condena (Los Andes)

Los familiares de las víctimas lamentaron el fallo judicial: "Dan vergüenza estos jueces. No se puede seguir con estas leyes. Esto no sirve. Cualquiera mata a tres personas y le dan cinco años", reclamaron tras escuchar el criterio de la Corte provincial.

En esa línea, la fiscal de Cámara Daniela Chaler consideró que el caso se trata de un homicidio simple, por lo que había pedido una pena de 8 años y 6 meses de prisión: "Al ir alcoholizado, cuando la gente le avisaba que iba en contramano y sin luces, necesariamente conocía el riesgo de muerte, y aun así manejó", argumentó. En tanto, el abogado de las familias, Juan Carlos Ruiz, había reclamado 12 años de cárcel.

La defensa del conductor solicitó que se lo declare inimputable o le impongan tres años de prisión por homicidio culposo. Finalmente, fue el criterio del abogado defensor el que primó para que los jueces definan la condena.

Fuente: Infobae

Te puede interesar