"Las agresiones contra la comunidad judía no dejan ni en paz a los muertos"

NACIONALES 09/12/2014
Lo afirmó Sergio Widder, director para América Latina del Centro Simon Wiesenthal, tras la profanación de un cementerio judío en Santiago del Estero. Dijo que la responsabilidad de investigar es de las autoridades provinciales y que aún no hay arrestos
Ampliar
Tumba profanada en Sgo. del Estero

Al menos una docena de tumbas del cementerio de la comunidad judía de Santiago del Estero fueron profanadas y varios monumentos destrozados. El hecho fue denunciado por las autoridades de la filial local de la DAIA y, además, acudieron al Inadi.

Tras el ataque, el Centro Simon Wiesenthal hizo un llamado a las autoridades provinciales para que "arresten y procesen" a los responsables y a través de su director para América Latina, Sergio Widder, condenaron el hecho. "Las agresiones contra la comunidad judía no dejan ni en paz a los muertos", dijo el directivo en diálogo con InfobaeTV.
 
"No tenemos información de que se haya identificado ni si se arrestó a alguien. Es responsabilidad de las autoridades de la Provincia investigar y llevar adelante todos los procedimientos para esclarecerlo, aunque sí es probable que haya habido testigos o que alguien haya visto algo, además de la existencia de cámaras", dijo Widder. "Es importante que quienes lo realizaron no queden impunes porque la impunidad es un premio y un estímulo para quienes quieran cometer este hecho en el futuro", agregó.
 
El directivo del Centro aseguró que la profanación es también una advertencia para toda la colectividad judía. "Lo más llamativo es ¿qué es lo que se busca con esto? Cuando se ataca un cementerio es un mensaje para quienes están afuera de esos muros del cementerio. Es una advertencia de que también están expuestos a hechos de violencia. Para nosotros, el hecho de que no haya habido inscripciones ni grafitis es un indicador de que esta gente sabía qué estaba haciendo y se impusieron a sí mismos un límite. La motivación fue el odio hacia la comunidad judía", aseguró.
 
Aseguró que por ahora no tienen información de que se haya identificado a algún sospechoso ni si se arrestó a alguien. "Es responsabilidad de las autoridades de la Provincia investigar y llevar adelante todos los procedimientos para esclarecerlo", señaló.
 
El presidente de la entidad local de la DAIA, Hernán Kriscautzky, consideró luego del ataque que los daños "dan la idea de que no fueron simples vandalitos" los autores del ataque. Asimismo, advirtió que "tampoco robaron cosas" como ocurrió en otras ocasiones, hecho que también suele suceder en el cementerio cristiano. Kriscautzky manifestó que se registró "un nivel de ensañamiento nunca visto en ese sitio".

Te puede interesar