Otro caso Porro: intoxicaron con somníferos a un profesor y a un alumno en Mendoza

NOTICIAS DE INTERES 04/12/2014
Ocurrió en Las Heras. Ambos denunciaron que la sustancia fue vertida en una gaseosa mientras se dictaba una clase taller durante el turno mañana. Hay tres estudiantes investigados

investigados

 
El caso del docente Miguel Ángel Porro generó gran conmoción y polémica luego de que denunciara que una estudiante suya de 12 años, en Villa Ballester, lo envenenó. En medio del escándalo, ex alumnas del profesor dijeron que Porro había sido denunciado por acoso sexual en otra escuela en la que dictaba clase. Cuando todavía el caso es investigado, trascendió que en Mendoza, un docente y un alumno fueron intoxicados con somníferos dentro del colegio.
 
Ocurrió en la escuela Antonio Gurgui, donde fueron intoxicados durante una clase taller. Varios estudiantes están en la mira, señalados como quienes compraron y sirvieron la bebida. "El día de la intoxicación estábamos cursando taller y hacía mucho calor, así es que les dimos plata a unos compañeros para comprar una gaseosa. Se demoraban y cuando llegaron me sirvieron a mí y al profe, pero los demás no tomaron", indicó al diario El Sol Ernesto, el joven de 15 años envenenado.
 
Los adolescentes sospechados están bajo el régimen de "trayectoria diferenciada". Es decir, sólo se presentan en la escuela a rendir las materias y los exámenes trimestrales, mientras siguen las investigaciones. No obstante, desde el colegio aseguraron que "no hay nada seguro, son todos supuestos", por lo que los estudiantes agresores no recibieron ningún tipo de sanción.
 
El profesor, en tanto, dijo que en el momento en que tomó la gaseosa "sintió como si le estuviera dando un ACV" y que llamó a sus colegas para que lo ayudaran.
 
"Después de lo que pasó, tengo miedo porque no me acuerdo de nada y porque andan diciendo que yo me drogué”, agregó el joven. Señaló que sus compañeros lo tildan de “el sabio de la escuela y el santito” y que esto sería el motivo que lo lleva a pensar que fue víctima de bullying. “Ellos ahora quieren demostrar que yo me metí drogas en el cuerpo y no es verdad”, aseguró.
 
Los padres del chico hicieron una denuncia en la Oficina Fiscal 5, donde la causa recibió la calificación de lesiones culposas. Sostienen que a su hijo lo quisieron dopar. La supervisora Sonia Suárez explicó que los sumarios internos seguirán “hasta encontrar a los chicos que realmente son responsables”. “Hay muchas sospechas y, al menos, dos de los chicos están con el sistema de trayectoria diferenciada, pero nosotros seguimos investigando porque no podemos negar el hecho”, dijo Suárez

Te puede interesar